Costa Rica decidió no deportar a Cuba a 35 migrantes de la isla

Captura47478856-750x500

La Dirección General de Migración y Extranjería (DGME) de Costa Rica no deportará a su país de origen a 35 cubanos que ingresaron de modo irregular después del 18 de diciembre anterior y que permanecen en el centro de aprehensión de extranjeros en Hatillo, barrio del sur de San José.

La DGME buscará un tercer país para hacer efectiva la deportación, tal y como lo mandata en un fallo de la semana anterior, la Sala Cuarta Constitucional.

“Nosotros seremos respetuosos de la resolución de la Sala (Cuarta Constitucional) que contempla entre otros la no deportación a su país de origen. Sin embargo, la Sala en su resolución confirma las acciones de la Dirección General de migración Y Extranjería de mantener la deportación (ahora a un tercer país) de estos ciudadanos y mantener la condición de aprehensión”, dijo en conferencia de prensa la viceministra de Gobernación, Carmen Muñoz.

Costa Rica deportaría a estos cubanos a su país de origen amparada en su legislación migratoria, al haber ingresado de modo irregular desde Panamá, fuera del periodo extraordinario de otorgamiento de visas a migrantes de la isla iniciado el 14 de noviembre y que finalizó el 18 de diciembre.

La Sala Constitucional suspendió la deportación paró su deportación al acoger un recurso de habeas corpus y, como medida cautelar, giraron esa disposición a la Dirección General de Migración y Extranjería.

Se ordena “adoptar las medidas necesarias a fin de que los tutelados que aún no han sido deportados no abandonen el territorio nacional a menos que manifiesten de forma libre y voluntaria su deseo de hacerlo”, señala el fallo del presidente de ese tribunal, Ernesto Jinesta.

El recurso fue interpuesto, el pasado 2 de enero, por Rodolfo Nassar, abogado director de la Fundación Costarricense por los Derechos Humanos y Constitucionales (Fucodehu), quien aseguró que los recurrentes no desean regresar a Cuba.

Además de la decisión de la Sala, la DGME tomó en cuenta la solicitud de refugio de estos migrantes cubanos, según la subdirectora de la entidad, Gladys Jiménez; para no devolverlos a Cuba, país al que los migrantes no quieren regresar, dado que su destino es Estados Unidos.

“Cualquier país puede ser posible. Lo que los cubanos pidieron fue no volver a su país de origen”, según Jiménez.

La DGME tiene un mes para definir la deportación de ellos a un tercer país. Jiménez explicó que el fallo de la Sala faculta a la entidad para aplicar medidas contra los 35 cubanos amparados como la retención de pasaporte, detención domiciliaria, firmar periódicamente, entre otras.

En Costa Rica aún hay varados más de 7 mil cubanos, de casi 8 mil que ingresaron con visa extraordinaria de tránsito desde Panamá; un vez que Nicaragua les cerró el paso desde el pasado 13 de noviembre.

El 4 de febrero parte un segundo grupo de migrantes ubicados en albergues del país, de un total de 7 viajes que partirán durante ese mes para que continúen su ruta a Estados Unidos.
El primero grupo de 180 partió la noche del 12 de enero, cuyo proceso fue exitoso, según los países involucrados.

La Prensa

2 comentarios en “Costa Rica decidió no deportar a Cuba a 35 migrantes de la isla

  1. Qué bueno que aún queden gobiernos compasivos para la desgracia de los Cubanos que tienen la desgracia inmensa de estar bajo un régimen comunista ,Dios quiera que el comunismo desaparezca de la tierra.

    Me gusta

  2. Pingback: Costa Rica decidió no deportar a Cuba a 35 migrantes de la isla | misescuba.org

Deja tus comentarios aquí

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Gravatar
Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s